Seguidores

sábado, 30 de marzo de 2013

Una de romanos


Como en otras oportunidades los amigos de Federico, mi hijo de 15 años, vinieron a casa a jugar a la PS3, a los jueguitos de PC, a comer hamburguesas con papas fritas, pizza con jamón (¡en plena Semana Santa!), muchos sanguchitos tostados y a quedarse a dormir…¡dos noches! Esta vez los muchachos quisieron rememorar viejas épocas y pidieron un juego de antiguos.
Federico y Ezequiel formaron como romanos y Santiago, Julián y Agustín como cartagineses.
Cartagineses
Romanos
Los romanos dispusieron de una legión romana, una legión itálica cada una con sus respectivas caballerías y como aliados un contingente de caballería gala y una unidad de arqueros griegos.
Los cartagineses tuvieron, tres elefantes,  dos Falanges Pesadas, una unidad de Caetratis, una de Scutaris, una de infantería Númida, tres de Tribales Africanos, dos unidades de Caballería Númida una unidad de Caballería Pesada Íbera, un contingente de Caballería Gala y dos Turbas de Guerreros Galos con una unidad de Honderos Galos.
Los romanos dispusieron a la Legión Romana en el centro sobre la colina, a la Legión Itálica en su flanco izquierdo y a toda la caballería en su flanco derecho
Los cartagineses, un poco erráticos y descuidados, solo atinaron a poner las dos Falanges en el centro para atacar a la legión romana sobre la colina, sostenida a la derecha por los galos y a la izquierda por los íberos. Las caballerías se formaron en los extremos de ambos flancos y los tribales africanos se desplegaron como pantalla al frente de toda la línea. A los elefantes los dispusieron, uno a la izquierda de las Falanges, otro en el flanco derecho y el restante en el flanco izquierdo.
Vista general del campo de batalla en el período dos
La batalla comenzó con una avance demasiado prudente de los cartagineses en el centro pero impetuoso en su flanco izquierdo. La Caballería Númida  sostenida por la Caballería  Íbera avanzó sobre la caballería enemiga, pero los romanos también habían lanzado sus unidades de caballería al ataque. Los Númidas debieron evadir la carga de la Caballería Pesada Romana  y los galos, aliados de los romanos, entraron en combate con los íberos.
En el flanco derecho cartaginés avanzaron una de las turbas de Galos, las caballerías númida y gala  y el elefante sostenido por tribales africanos.
Los combates de caballería en el flanco izquierdo cartaginés se resolvieron en acciones de hostigamiento por parte de los númidas y una victoria aplastante sobre los íberos conseguida por los romanos y los aliados galos. No obstante esta victoria significó una sensible pérdida para los romanos, ya que los galos al perseguir a los derrotados íberos abandonaron el campo de batalla para no regresar.
Mientras tanto el elefante que se encontraba en ese flanco y que en principio había logrado ahuyentar a la caballería itálica,  finalmente fue atacado por los itálicos y aunque logró derrotarlos haciéndolos retroceder por un período, sufrió tantos impactos que  tuvo que realizar el test de control. Lamentablemente para los cartagineses y con gran alegría para los romanos, el elefante se descontroló y se arrojó sobre una formación de Scutaris, desorganizándola y haciéndola retroceder por un período.
Mientras tanto, en el centro, el avance cartaginés continuaba y comenzaban los intercambios de misiles entre las tropas ligeras de ambos bandos. Arqueros griegos y honderos galos arrojaban sus proyectiles sobre los Vélites.
La Caballería Gala persigue a la derrotada Caballería Íbera
El elefante derrota a la caballería itálica pero no se podrá
controlar y atropellará a los Scutaris de su izquierda
Vista general del campo en el período cinco
 El elefante que estaba a la izquierda de las Falanges arremetió sobre la cuesta junto con ellas y una de las turbas de Galos, inmediatamente se retiraron los arqueros griegos  y la línea de Vélites se evadió detrás de la Legión que unió los manípulos y formó en Falange .
En el flanco derecho cartaginés una de las Turbas de Galos  y su caballería  avanzaron con prudencia junto con el elefante la caballería Númida y los Tribales Africanos sobre la Legión Itálica que también formó en falange.
Los cartagineses avanzan sobre el centro romano
Vista general del campo en el período siete
Los cartagineses suben la cuesta
Enfrentamiento de las falanges y la legión romana
Hacia el período ocho en el flanco derecho cartaginés las acciones habían sido muy sangrientas y ninguno de los bandos llevaba ventaja,  en el flanco izquierdo cartaginés los galos tenían aún un trecho por recorrer.
En el centro el elefante en que habían depositado sus esperanzas los cartagineses, finalmente tuvo que testear control por los impactos recibidos durante su avance y no lo pudo superar saliendo encabritado hacia su flanco izquierdo, lo cual lo alejó de la Legión que debía atacar.  La otra turba de Galos estaba subiendo la cuesta detrás del bosquecillo pero aún lejos de los romanos. Por lo tanto las dos falanges enfrentaban solas a la Legión romana ¡había llegado el momento decisivo! Se realizó cuidadosamente la resolución del combate dada su complejidad y su carácter de decisivo.
El resultado fue un triunfo abrumador para la Legión y consecuentemente la victoria del día para las águilas romanas.  Fue un lindo juego y se debe destacar la concentración de los romanos que los llevó a la victoria y la buena onda de los cartagineses a pesar de la derrota ¡Muchas gracias muchachos por la linda tarde que pasamos! 

No hay comentarios:

Publicar un comentario